“Chilo”: Estibadores votarán por “Nacho”


Jesús Lozoya Baeza.-

Ante la presencia de más de cuatro mil personas, entre estibadores y sus familias que llenaron el auditorio Manuel Bonilla Valle, el dirigente de la Federación Nacional de Trabajadores Portuarios, Cecilio Lepe Bautista, manifestó que ha sido una decisión personal de cada uno de los trabajadores del puerto apoyar con su voto a “Nacho” Peralta, “Pico” Zepeda y los candidatos del PRI a diputados para ganar las elecciones del próximo siete de junio.

Luego de hacer una remembranza del desarrollo que ha tenido el puerto comercial de Manzanillo durante las últimas dos décadas, Cecilio Lepe pidió a su vez, que los tres niveles de gobierno se coordinen con la comunidad portuaria para llevar a cabo los planes de acción que sean necesarios para atender de manera prioritaria las necesidades y carencias del puerto y la ciudad.

Aseguró que los problemas y necesidades son reales, pero de no atenderse causarán graves problemas sociales y más aún porque pueden afectar a los inversionistas, prestadores de servicios y el comercio.

Cecilio Lepe demandó solicitar de manera unida el que se proporcione a todas las dependencias federales que intervienen en el puerto el personal y el equipo necesario para atender las necesidades actuales.

Pidió a su vez el apoyar las obras en proceso y subsecuentes con presupuestos multianuales que permitan poder terminar las obras lo antes posible para que el puerto resuelva problemas de transporte, de vialidades, entre otras muchas.

Dijo que es necesario que las áreas de competencia aporten para aterrizar el centro de capacitación para estibadores, así como modernizar la unidad del Imss.

El líder de los estibadores, pidió a “Nacho” Peralta, “Pico” Zepeda y candidatos a diputados locales y federales el que se impulse el fortalecer el puerto en la laguna de Cuyutlán y reubicar las instalaciones de Pemex al vaso dos de la laguna de Cuyutlán.

Recalcó su filiación priísta e interés porque ganen todos los candidatos del PRI.

El auditorio Manuel Bonilla Valle, lució como pocas veces: Lleno en las graderías, el centro e incluso algunos permanecían de pie en los pasillos con trabajadores del puerto, sus familias, además de empresarios vinculados con esta actividad.