Del Mar al Volcán


Carlos Valdez Ramírez/J. Baldomero Díaz Gaytán.-

El debate: Fueron muchas las semanas de espera para ver en un mismo escenario a los ocho candidatos al Gobierno del Estado y fue un lapso de tres horas en donde los colimenses nos divertimos. El de ayer fue una pasarela en donde esperábamos un mayor número de propuestas, ah, pero eso sí, abundaron las descalificaciones entre los diferentes aspirantes.

José Ignacio Peralta Sánchez, Jorge Luis Preciado Rodríguez, Martha Zepeda del Toro, Leoncio Morán Sánchez, David Munro, Francisco Gallardo, Carlos Barbazán y Gerardo Galván Pinto, sin duda, nos quedaron a deber. El debate mantuvo interesados a los colimenses, y con mayor razón, con el espectáculo que pudimos presenciar. El gran ganador del debate fue el morbo, ese fenómeno que mucho divierte a la opinión pública.

El oso: Nos cuesta mucho la democracia y es lamentable ver cómo el organismo responsable de promover las autoridades electorales nos quedó a deber, porque el debate de ayer estuvo inaccesible para la mayoría de los ciudadanos.

Por ejemplo, en Manzanillo, ninguna de las tres estaciones de radio con mayor audiencia transmitió el evento. Tampoco se pudo ver en ningún canal de televisión local. Falló el Instituto Electoral del Estado (IEE). Lo malo es que son, en este momento, los funcionarios mejor pagados que tenemos en Colima.

La moderadora: Dentro del debate de ayer, quizás lo mejor fue la moderadora, Guadalupe Juárez, una periodista de alto bagaje que demostró un sólido control sobre los ocho candidatos a la gubernatura.

Para quienes no lo sabían, Guadalupe Juárez fue la que moderó el debate de hace tres años entre los candidatos a la Presidencia de la República. Ayer demostró sus tablas, su oficio y, sobre todo, acreditó que no hubo ninguna evidencia de parcialidad hacia ninguno de los candidatos.

Toma y daca: Lo que llamó la atención fue él “toma y daca” en el que cayeron los candidatos punteros de la contienda, José Ignacio Peralta Sánchez, del PRI, y Jorge Luis Preciado Rodríguez, del PAN. Los dos utilizaron el debate para darse “coscorrones” políticos.

Por cierto, los que aprovecharon para meterse al “tiki taka” fueron los candidatos del Movimiento Ciudadano, Leoncio Morán Sánchez, y Martha Zepeda, del PRD, quienes utilizaron su tiempo para meterles calambres a los punteros. Pero al final del día, entre “Nacho” y Jorge Luis no hubo ninguna acusación nueva. Fue un recuento de lo que ya sabíamos.

El soñador: Quien se vio muy soñador en el debate del día de ayer fue el candidato del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), el general Francisco Gallardo. Vaya, llegó el momento en el que propuso que el salario mínimo en el estado de Colima sea de 512 pesos.

Por lo pronto, el general, quien por cierto nos presumió que es licenciado, maestro y doctor en Ciencias Políticas, sumó pocos votos pero sí puso a pensar a todos los empresarios del estado. ¿De dónde sacarían recursos las empresas para pagar un salario de más de 500 pesos al día?

“El negro”: Por cierto, quien se convirtió el día de ayer en el negro del debate fue el gobernador Mario Anguiano Moreno. Recibió cuestionamientos de la mayoría de los candidatos a la gubernatura.

La actual administración estatal, lo hemos comentado desde hace varias semanas, será uno de los puntos claves en la elección del próximo siete de junio. De la calificación que los ciudadanos le den al gobierno de Anguiano depende, en un alto porcentaje, el resultado de la contienda.

Sin comentarios, a los opositores al PRI se les olvidó que el candidato es Nacho, no Mario Anguiano.

La subasta: Lo que llamó la atención fue que el candidato del PAN al Gobierno del Estado, Jorge Luis Preciado Rodríguez, anunció lo que viene a partir del próximo primero de noviembre, si es que gana la elección del siete de junio:

“Vamos a encabezar un gobierno de resultados, que dé respuestas a la gente. Vamos a vender la Casa de Gobierno, vamos a vender todas las suburban y todos los vehículos de lujo de los funcionarios, vamos a vender el avión y lo más importante, en mi gobierno no entrarán mis amigos, estarán los colimenses mejor calificados para ocupar los cargos”.

No son pocos los colimenses que desde ayer están sacando los ahorros para la subasta que viene.

El pódium: El debate nos sirvió para darnos cuenta del momento por el que atraviesa el proceso electoral por la gubernatura del estado:

Ignacio Peralta y Jorge Luis Preciado son los punteros, los que jugarán el partido final, la lucha por la gubernatura.

En el partido por el tercer lugar van Leoncio Morán Sánchez, del Movimiento Ciudadano, y Martha María Zepeda, del PRD.

El quinto lugar se lo van a disputar David Munro, del Partido del Trabajo, y Francisco Gallardo, del Movimiento de Regeneración Nacional.

La lucha por el último lugar se dará entre Carlos Barbazán, del Partido Humanista, y Gerardo Galván Pinto, del Partido Encuentro Social.