Del Mar al Volcán


Carlos Valdez Ramírez/J. Baldomero Díaz Gaytán

Gabinete amarillo: Son tiempos en los que todos los candidatos a la gubernatura están publicando los nombres de quienes integrarían su gabinete en caso de ganar la elección. Ayer le tocó el turno a Martha Zepeda, aspirante del PRD, quien dio los siguientes nombres:

“Ya invité a varios perfiles para integrar mi gabinete en caso de ganar las elecciones del próximo siete de junio. La diputada panista Patricia Lugo Barriga ocuparía la Secretaría General de Gobierno, debido a su participación en contra de la Reforma Energética. Ya platicamos con ella, pero no queremos comprometerla porque aún sigue en otro partido”.

Además de Lugo Barriga, también hicieron la invitación a la magistrada del Supremo Tribunal de Justicia del Estado (Stje), Rocío López Llerenas, quien sería la próxima titular de la Procuraduría General de Justicia del Estado (Pgje). Comentó que creará la Secretaría del Medio Ambiente, en donde invitará a la investigadora de la Universidad de Colima, Ana Luz Quintanilla.

La Secretaría de Finanzas y Administración será dividida en dos nuevamente y la parte administrativa estaría a cargo de Carlos Vázquez Oldenbourg. En la Secretaría de Cultura se invitaría a Mercedes Carrasco Zúñiga.

Sin comentarios, en el PRD no pierden el optimismo, a pesar de que las encuestas dicen que terminarán en el cuarto lugar.

Alianza: Ya es un hecho. A nivel nacional, la corriente que gobierna en las entrañas del Partido de la Revolución Democrática (PRD), conocida popularmente como “Los Chuchos”, ha buscado acercamientos con el líder del Partido Acción Nacional (PAN), Gustavo Madero, con el objetivo, se dice, “de sellar de última hora alianzas de facto en algunos estados en donde se elige gobernador, uno de ellos, obviamente, el estado de Colima, en donde se buscaría que los perredistas respaldaran al candidato panista, Jorge Luis Preciado Rodríguez”.

Sin embargo, más allá de lo que pacten las cúpulas nacionales, en el estado de Colima se visualizan problemas, sobre todo porque los dueños de la franquicia del PRD en la entidad, Arnoldo Vizcaíno y su hija Indira, es obvio que no se sumarían a la propuesta de Jorge Luis, por el contrario, sería más factible con el candidato del tricolor, José Ignacio Peralta Sánchez.

Quizá, a nivel cupular, las dirigencias del PAN y PRD estén pensando de manera seria en la posibilidad de una alianza de última hora, pero insistimos, en la práctica, los perredistas de Colima preferirían sumarse al abanderado del PRI que al del PAN. Vaya, basta ver los discursos de la candidata Martha Zepeda para darnos cuenta que sus simpatías son coloradas, no azules.

Cumpleaños: Dicen los enterados que el pasado miércoles por la noche, en la casa del señor obispo, don Marcelino Hernández Rodríguez, se realizó una agradable velada en donde el prelado de la Iglesia Católica festejó su cumpleaños acompañado de amigos y algunas autoridades civiles.

Cuentan que el obispo estuvo acompañado por el gobernador Mario Anguiano, el rector de la Universidad de Colima, José Eduardo Hernández Nava, y por su amigo, el ex secretario general de Gobierno, Rogelio Rueda Sánchez. Una noche agradable, en donde, se comenta, no se habló de política ni de religión ni tampoco de futbol, temas en los que los ciudadanos no se ponen de acuerdo.

Da gusto enterarnos de la sana convivencia entre las autoridades civiles y religiosas. Al final del día, en estos tiempos modernos, nos queda la impresión de que aquella cita de “Dadle al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios” ha quedado, simplemente, en el anecdotario de las frases célebres de la historia.