Enfoque Político


José Miguel Jiménez Preciado.-

VOTO UTIL

Conforme van concluyendo los plazos para las campañas políticas, especialmente para la elección de gobernador, se observa que los partidos y sus respectivos candidatos y equipos de campaña empiezan a maniobrar para obtener los mejores resultados posibles.

En ese contexto y conociendo de ante mano que ninguna encuesta o estudio de opinión le favorece, pues siempre aparece abajo del candidato puntero, Ignacio Peralta Sánchez, quien representa a la alianza PRI-Panal-Pvem; de repente, el candidato del PAN, Jorge Luis Preciado, y su vocero de campaña, Francisco Rodríguez, han optado por pedir a otros candidatos y a los electores el llamado “voto útil”.

En términos electorales, el voto útil es una estrategia para concentrar el voto hacia un solo partido o candidato, a fin de obtener el triunfo electoral, cuando hay claramente dos opciones políticas con fuerza, con posibilidades reales de obtener la victoria. En ese sentido, el voto útil evita la dispersión del sufragio en múltiples alternativas u opciones políticas. Sólo que en el caso que nos ocupa, ese llamado de los panistas prácticamente se convirtió en un fracaso.

Por principio de cuentas, niega lo que el candidato del PAN a la gubernatura ha venido sosteniendo a últimas fechas, que ganará la elección por más de 10 puntos porcentuales sobre “Nacho” Peralta. Si su aseveración fuera verdad, ¿para qué solicitar a los ciudadanos colimenses el voto útil?

La negativa de cada uno de los candidatos a gobernador del PRD, Movimiento Ciudadano y PT a declinar su candidatura a favor de Preciado Rodríguez es un fuerte revés a las pretensiones del panista; en primer lugar porque le quitan esa posibilidad; en segundo, porque en la negativa va implícita la desconfianza y los cuestionamientos que siempre le han hecho los candidatos del PRD y Movimiento Ciudadano, de que Jorge Luis Preciado es un candidato con un pasado político poco transparente y sí pródigo en escándalos y derroche de recursos públicos. Tercero, porque en el debate jamás mostró respeto por esos adversarios políticos, a los que ahora pide que se sumen a su causa, por eso ahora le pagan con la misma moneda y peor aún, hay quienes han atendido el llamado al voto útil pero a favor de “Locho” Morán, candidato de Movimiento Ciudadano.

Todo parece indicar que el entorno electoral le es favorable a “Nacho” Peralta, pues siempre se mostró como un candidato respetuoso de sus adversarios políticos, jamás recurrió a la descalificación como estrategia de proselitismo y sí, en cambio, privilegio la propuesta y el diálogo con la ciudadanía para sumar adeptos a su causa. Y lo ha logrado.

También no debe desestimarse que Peralta es el candidato del partido que tiene la mayor estructura territorial en la entidad. Y eso, el día de la elección, puede marcar la diferencia para que el candidato del PRI se levante con el triunfo electoral. Los comités seccionales, los gremios sindicales, las organizaciones adherentes al partido, e incluso el cubrir al 100 cada una de las casillas con representantes del PRI, son factores que tendrán un peso específico importante el próximo siete de junio.

Jorge Luis Preciado terminará siendo su propia víctima, su pasado político manchado por severas acusaciones de desvío de recursos públicos, de enriquecimiento ilícito y hasta de escándalos en el Senado de la República, hacen que al día de hoy se le considere un candidato sin credibilidad.

PARA CERRAR

Por cierto, en Manzanillo, el triunfo que está garantizado para el PRI, es el de la candidata a diputada local por el Distrito XI, Armida Núñez García, quien ha realizado una intensa y extenuante campaña a lo largo y ancho de las colonias y comunidades rurales que componen esa demarcación, escuchando a la gente, dándoles a conocer a los electores sus propuestas legislativas y, sobre todo, pidiendo el voto para el PRI, desde el gobernador, hasta para el candidato a la presidencia municipal; lo que habla bien de Armida, pues privilegia la unidad partidista antes que el interés personal.