Enfoque Político


José Miguel Jiménez Preciado.-

 

SIGUE ARRIBA

 

Recientemente un diario local dio a conocer un estudio de opinión realizado vía telefónica por la empresa Grupo Impacto (GII 360) en el cual se demuestra que las preferencias electorales de los colimenses continúan a favor del candidato del PRI-Panal-Pvem al Gobierno del Estado, Ignacio Peralta Sánchez. Sólo que esta encuesta llama aún más la atención, porque por primera vez Peralta Sánchez rebasa el 40% de las preferencias para ubicarse en un ventajoso 41 por ciento, superando por 24 puntos porcentuales a su más cercano adversario, el panista Jorge Luis Preciado Rodríguez, quien obtuvo el 17%; mientras que Leoncio Morán, de Movimiento Ciudadano, se ubica en la tercera posición con el 11%, y muy rezagada se encuentra la candidata del PRD, Martha Zepeda, con apenas el 3% de las preferencias.

Aunque los adversarios señalan que las encuestas se realizan al gusto del cliente, lo cierto es que esa aceptación que ha tenido el candidato priísta entre los colimenses se refleja en todos y cada uno de sus actos de campaña, en donde la gente lo recibe de manera espontánea, con alegría, entusiasmo y esperanza.

El mismo “Nacho” Peralta ha señalado que pese a lo que digan las encuestas, seguirá trabajando, seguirá al pie de la letra la estrategia de campaña y a redoblar esfuerzos para asegurar el triunfo electoral.

 

DEFICIENTE SERVICIO DE

URGENCIAS EN EL ISSSTE

 

En muchas ocasiones, los responsables de las instituciones de salud hacen lo posible por mejorar el servicio que prestan a la población, pero hay personal que no está en sintonía con ello; peor aún, carecen de la sensibilidad y sentido de responsabilidad para cumplir con su trabajo.

Esto resulta grave si esa situación recae en el personal médico del servicio de urgencias, que en muchas de las ocasiones realizan su labor como burócratas para desquitar su sueldo y no como profesionales de la salud y lo que ello implica. Eso precisamente ocurrió el pasado viernes por la tarde, en la que una mujer sufrió un accidente automovilístico por alcance y acudió al servicio de urgencias del Issste para atenderse de un fuerte dolor que tenía en la base del cuello y parte de la espalda.

Eran las 18:54 horas cuando registró su solicitud de atención médica, a las 19:25 salió la última paciente que estaba siendo atendida por el médico en turno. La doctora llamó a otra paciente, misma que ya había sido atendida, diciéndole la derechohabiente que era la que ya había atendido y por esa razón se había retirado a la vez que le solicitó la atención médica. La doctora lo único que hizo fue encerrarse de nueva cuenta en su consultorio, a los cinco minutos la paciente le tocó la puerta para pedirle que la atendiera y obtuvo por respuesta que la cerrara con seguro. Y ya no atendió a nadie más.

Es cuestionable la actitud irresponsable de este tipo de “doctores”, pues no sólo no atendió a una paciente que venía de sufrir un percance automovilístico, sino que media hora de su horario laboral la utilizó en perder el tiempo hasta que se diera su horario de salida; mientras que la derechohabiente se tuvo que aguantar su dolor e impotencia. Por fortuna, el médico que entró al siguiente turno la atendió amablemente.

 

PARA CERRAR

 

Acertado el nombramiento de Salvador Silva como responsable de Comunicación Social de la campaña política del candidato Ignacio Peralta. Silva es un profesional con un trabajo acreditado en esta área, ha sabido llevar una muy buena relación lo mismo que con directores de los diferentes medios de comunicación que con reporteros. La experiencia en Comunicación Social resulta fundamental para cimentar una buena campaña electoral y “Chava” la tiene.

Como cada año, o mejor dicho, cada que cae un intenso aguacero de varios días, el municipio de Manzanillo se convierte en uno de los más afectados por esta situación. El día de ayer, las Avenidas Elías Zamora y Paseo de las Gaviotas se convirtieron en auténticos ríos. Ni qué decir de varias calles de Salagua y Santiago, que prácticamente estaban inundadas; lo mismo que Miramar.

Puede decirse que es lo normal, que ocurre cada que llueve, pero desde hace algunos años, especialmente cuando empezó a cambiarse la fisonomía urbana del municipio porteño con la construcción de pasos a desnivel así como algunos entronques carreteros, como el que da directamente al Barrio V del Valle, es que este problema comenzó a agravarse.

¿Mala planeación, desagües insuficientes?, lo que sea, lo cierto es que obras van y vienen para darle solución a las inundaciones y nomás no se ve para cuándo, mientras que la población sigue padeciendo las consecuencias de las inclemencias del tiempo y la irresponsabilidad de las empresas constructoras que construyeron esas obras que propician inundaciones donde antes no las había.