La Panga


 Mayahuel Hurtado.-

EN LOS CIERRES DE CAMPAÑAS, ¡10 PARA LOS CIUDADANOS!

Lo más importante que ocurrió esta semana fue la participación ciudadana en el cierre de campaña masivo de la coalición PRI-Pvem-Panal, apoyando a Ignacio Peralta, en el centro de la capital del estado, partiendo desde el Parque Hidalgo para luego concentrarse en el jardín Núñez.

Por su parte, el PAN apoyó a su candidato Jorge Luis Preciado en el Estadio Colima; el Movimiento Ciudadano estuvo con Leoncio Morán en el Auditorio de la Unidad Deportiva Morelos; Martha Zepeda, del PRD, tuvo su cierre el martes en el Parque Hidalgo; en tanto, los candidatos David Munro, del PT; Francisco Gallardo, de Morena; Carlos Barbazán, del Partido Humanista, y Gerardo Galván Pinto, de Encuentro Social, emitieron mensajes a sus simpatizantes y algunos de ellos se concentraron de manera privada con sus equipos de campaña.

Pero se les olvidó lo más importante, pues la guerra de números para competir en las portadas de periódicos le quitó el elemento más importante a los cierres: La gente puede apreciar perfectamente cuántos fueron y saben distinguir entre cientos y miles, sabe calcular cuántas personas caben en un terreno, en un estadio, en una calle, en un jardín y saben, incluso, determinar quién exageró la cifra.

Pero insisto, se olvidaron de que lo más importante que es “asistir y dar la cara por sus candidatos”. Si fue en domingo, sacrificaron una tarde con la familia, para sumarse al cierre de un proyecto político, si fue entre semana, sacrificaron la llegada del trabajo y se fueron un evento. Pero algunos sólo se preocuparon por engrosar cifras y no se valoraron voluntades.

He acudido a un estadio de futbol como el Jalisco para verlo a su máxima capacidad, pero ahí existe un motivo, que es el juego de futbol. He ido al Auditorio Nacional, pero también por el gusto de acudir a un concierto al que van miles, y he estado en Avenida Paseo de la Reforma, en el DF, viendo contingentes numerosos que desfilan protestando por alguna razón. Pero lo que pasó ayer en la capital del estado es un hecho sin precedentes, miles de personas de Manzanillo, Minatitlán, Tecomán, Armería, Ixtlahuacán, Coquimatlán, Comala, Cuauhtémoc, Villa de Alvarez, fueron a decir “aquí estoy y esto quiero para Colima”. Miles de personas fueron a una unidad deportiva, a un jardín, para mostrar esa estructura ciudadana que será la sinergia con la que operarán el siete de junio.

Debo admitir que me impresioné con ver el Centro Histórico de la capital del estado, en el primer cuadro de la ciudad, que son cuatro cuadras a la redonda, estaba ocupado por miles de ciudadanos que fueron a respaldar al candidato del PRI-Pvem-Panal, no cabía nadie más, la zona se quedó convertida en una ola roja-verde-turquesa.

Mi felicitación a la candidata del PRD, Martha Zepeda; al candidato del PRI-Pvem-Panal “Nacho” Peralta, y Leoncio Morán, de Movimiento Ciudadano, por su liderazgo acreditado y su gran capacidad de convocatoria, pues lograron “ser el motivo” para que miles de ciudadanos se concentraran en la capital del estado, siguiendo un conjunto de propuestas que son parte de un proyecto político, pero también, el motivo fue su constancia, cercanía y transparencia. Por eso la gente viajó a decir, “aquí estoy presente, para brindarte mi respaldo”.

Yo le otorgo a la ciudadanía una calificación de 10, su presencia en Colima garantiza una jornada electoral participativa.

De Jorge Luis Preciado poco puedo decir, debido a que el motivo de reunir a tanta gente fue un baile, no un candidato.

REFLEXIONES AL RESPECTO

 

El estado de Colima tiene una alta calidad de vida, de la que en muchas ocasiones no logramos percatarnos. Nosotros podemos transitar tranquilos, llevar a nuestros hijos a jardines, plazas y sitios públicos, caminar felices, porque contamos con la seguridad que “todo está bajo control”, caso muy distinto el que lamentablemente viven otras entidades como Jalisco, Michoacán Guerrero, Oaxaca, Estado de México, por citar unos ejemplos, que diariamente enfrentan la crudeza de la violencia, y en otros casos, la disidencia magisterial que viola al artículo tercero y los derechos humanos que tiene a millones de niños sin recibir la enseñanza; lugares en donde los candidatos han acaecido en su intento de ocupar un puesto de elección popular y donde las opciones para conseguir un empleo son muy limitadas.

Lo que tenemos en Colima, la tranquilidad que usted y yo podemos disfrutar, no se construyó de la noche a la mañana. Llevó décadas para que el desarrollo que vivimos hoy en diversos ámbitos de la sociedad sea una garantía de vida.

En el estado de Colima somos tan afortunados, que hasta los huracanes van de paso, mirándonos desde el mar y no tocando tierra. La mano de Dios está en esta bella tierra.

Por cierto, muy malas noticias para Baja California Sur y Sonora, pues el huracán “Blanca” estará impactando estas entidades el domingo, curiosamente el día de las elecciones.

Estemos pendientes de los avisos que emitan las autoridades del Instituto Nacional Electoral (INE) pues al parecer, la naturaleza a través de sus cambios climáticos, pretende definir el rumbo de los comicios de 2015.