Marchan por menores


Luis Alberto de la Mora.-

Cientos de personas se congregaron en el parque de La Piedra Lisa para iniciar una marcha en la que exigieron, mediante silbatos, la aparición de dos niños oficialmente reconocidos como desaparecidos en Colima, así como la percepción social de un alza a la inseguridad en el estado.

Vestidos de morado y blanco, con silbatos y pancartas, entre consignas y carteles de “Se busca” Alexis Omar Verján, niño de 10 años que desapareció el 19 de marzo, en Villa de Alvarez y de Roxana Jaqueline de Jesús Pérez, joven de 14 años de edad, que desapareció el sábado a la 1:00 de la tarde en la colonia Mirador de la Cumbre.

El contingente  caminó desde el parque de La Piedra Lisa, por Calzada Galván, luego por la calle Madero, hasta llegar al jardín Libertad, hasta postrarse frente a Palacio de Gobierno, donde pedían hablar con las autoridades correspondientes.

Los reclamos de seguridad, las peticiones de unión entre los ciudadanos y las muestras de simpatía entre los asistentes hacia los familiares de los dos menores desaparecidos, fueron la base de las exclamaciones.

Laura Estela Gallegos Lepe, una de las representantes del movimiento, manifestó que “esperamos que sí surta efecto, que nos escuchen, que no nos hagan caso omiso, que no nos juzguen locos, que en Colima sí está sucediendo todo esto y esperamos que pronto aparezcan los niños”.

Informó que hay información sobre la desaparición de otros dos niños, “uno más de Manzanillo y uno más de Armería”,  sin embargo esto no ha sido confirmado dado que “no nos han pasado los reportes oficiales”.

Agregó que en el estado sí hay denuncias entre la sociedad de rapto de menores, “pero hasta que no nos muestren denuncias, no los podemos hacer evidentes”. Sí está pasando algo, confirman y lamentan una percepción de indiferencia de parte de las autoridades, “sentimos que no nos escuchan, nos sentimos que no nos hacen caso”.

Por su parte, Elizabeth González Fregoso, otra integrante de este movimiento, detalló que esta marcha y movimiento tiene como fin dejar algo positivo entre la sociedad, refiriéndose principalmente al uso del silbato entre los padres de familia.

“Hacer algo bueno para la sociedad. El movimiento de Facebook nos tiene que servir para eso, para conocernos, para ayudarnos, porque la idea es esa: Implementar cosas tan sencillas como el uso del silbato”, comentó.

“Sabemos que si alguien usa el silbato, pues con precaución, porque tampoco vamos a jugar con el; si alguien escucha el silbato, pues que voltee y ayude y apoye y sentirnos protegidos y saber que nos estamos respaldando todos y quitarnos esa apatía”.

Ambas integrantes del movimiento pidieron reducir los tiempos de reacción de las patrullas y vigilancia afuera de las escuelas como medidas para mejorar la percepción de inseguridad en el estado, así como evitar una posible situación lamentable como las que las más de 100 personas denunciaron en esta marcha.