Punto (.) Rojo


Baldomero Díaz Gaytán.-

PAN MANZANILLO: LA GUERRA DE TODOS CONTRA TODOS Y ESTE DIA, DESDE LUEGO QUE SI MANDO MIS POSTDATAS

Algo raro está pasando en Manzanillo. Hasta hace unos días, se pensaba que el Partido Acción Nacional (PAN) tenía las condiciones para ganar el “carro completo” en el puerto. Pero, en las últimas horas el viento de la elección cambió de manera grotesca, a tal grado de que hoy, se respira en el ambiente, el PRI entendió que si se unen, pueden ganarlo todo en los comicios del próximo siete de junio.

¿Qué pasó? Vamos dando, de entrada, cuatro movimientos de la partida de ajedrez que podrían ser claves para la elección:

1.- La llegada de Virgilio: El presidente municipal con licencia, Virgilio Mendoza, despertó de su letargo político y tiene dos semanas en las que está recorriendo calle por calle pidiendo el voto a favor de Ignacio Peralta y de los candidatos de la alianza PRI-Verde a las

cuatro diputaciones locales. Virgilio ya está en campaña a favor del candidato a la gubernatura. Y está utilizando toda su influencia moral y política para que varios liderazgos del blanquiazul, ya sea de manera abierta o “por abajo del agua” estén respaldando la candidatura de Ignacio Peralta.

2.- La llegada de Nabor: El otro monstruo político de Manzanillo, el diputado federal Nabor Ochoa López, también salió de su zona de confort y ahora, una tarde sí y a la otra también está pidiendo el voto para la fórmula que encabezan Francisco Zepeda para la alcaldía e

Ignacio Peralta para la gubernatura. Hay zonas populares de Manzanillo en donde Ochoa López tiene una alta rentabilidad política y está aprovechando esa popularidad. Aún con sus defectos, Nabor suma al proyecto del PRI. Pero algo más importante, el hijo de doña “Nico” empieza a erigirse como el general que diseñará la estrategia de combate el día de la elección, el siete de junio.

3.- El jalón de orejas: Hace 10 días, la alta cúpula del PRI se reunió con los candidatos y los coordinadores de todas las campañas en el puerto de Manzanillo. A esa reunión se le conoce como “El Abrazo de Los Tres Potrillos”. Desde esa noche, los tricolores están trabajando en unidad y entendiendo que tienen, todos, una prioridad, sacar adelante el proyecto de José Ignacio Peralta Sánchez.

La tropa del PRI, quedó demostrado, sigue siendo leal y humilde. Con esas virtudes están convencidos de que pueden recuperar Manzanillo. El ambiente que se respira hoy es muy similar al que se sentía en los días previos al cinco de julio del 2009, cuando Mario Anguiano le ganó la elección a Martha Sosa.

4.- El desinfle: Otro dato significativo lo representa el hecho de que, desde hace 10 ó 12 días, muchos de los liderazgos tradicionales del PAN en Manzanillo bajaron el ritmo de trabajo. Es obvio que desde la oficina de campaña de Ignacio Peralta, los panistas que se sumaron al proyecto empezaron con una cirugía quirúrgica de desinfle de promotores del voto que históricamente se han movido en la órbita del PAN.

Dicho en lenguaje llano: Pedro Peralta Rivas y varios de sus aliados que se fueron con él al proyecto Peralta, saben bien quiénes son los liderazgos azules que podrían desactivarse en los apoyos a los candidatos del PAN. Y lo están haciendo, el liderazgo moral de Pedro con decenas de panistas está surtiendo un efecto demoledor en la campaña del PAN.

Pero… lo más grave que se está registrando en la campaña de Acción Nacional es la guerra de lodo que están protagonizando los candidatos a los distintos puestos de elección popular y sus respectivos equipos de campaña. En el PAN, hay varios que le apostaron su destino político a firmar un pacto con el Diablo y hoy, están sintiendo los primeros estragos de esos acuerdos, las primeras consecuencias de esas que podemos llamar traiciones.

Voy a mencionar algunos escenarios de confrontación interna que se están registrando en las entrañas del PAN de Manzanillo.

A.- Hay muchos liderazgos identificados con Gabriela Benavides que están pidiendo el voto para Ignacio Peralta en la lucha por la gubernatura.

B.- Muchos de los liderazgos populares leales a Jorge Luis Preciado acusan recibo y responden promoviendo la figura de Francisco Zepeda González.

C.- Muchos de los líderes leales a Virgilio Mendoza que aún militan en el PAN, apoyan con todo al candidato del PRI, José Ignacio Peralta Sánchez.

D.- En el Distrito XI, muchos de los amigos de “Gaby” Benavides están jugando en contra de Alejandro García, “El Mono”, y apoyando, de manera abierta, a la candidata del PRI, Armida Núñez García.

E.- En el Distrito XII, la guerra de vencidas está en todo lo alto. Las huestes de Martha Sosa hacen campaña soterrada en contra de “Gaby” Benavides y los fans de “Gaby” Benavides ven con buenos ojos una victoria de “Chayo” Yeme. Hay muchos benavidistas que quieren mandar a Sosa a su jubilación política.

F.- En el Distrito XIII, para nadie es un secreto que Virgilio Mendoza y muchos panistas se han convertido en operadores políticos de la campaña de Sergio Sánchez Ochoa para la diputación local. Y en respuesta, muchos seguidores de “Gaby” Sevilla están “fríos” en la promoción del voto hacia Benavides.

G.- En el Distrito XIV, hay muchos seguidores de Virgilio que están apoyando a la candidata del Partido Verde, Martha Alicia Meza Oregón. Están dejando huérfano al abanderado panista Luis Ayala Campos.

H.- Por lo menos el 60 por ciento de la estructura del Ayuntamiento de Manzanillo, la que obedece a Virgilio Mendoza, está apoyando al candidato Ignacio Peralta. En consecuencia, el municipio como entidad pública se ha polarizado: Van con Benavides por la presidencia, pero por “Nacho” por la gubernatura.

I.- Los seguidores de la diputada local Gretel Culin Jaime traen un pacto secreto con

Francisco Zepeda. Apoyan con todo al proyecto Preciado, pero no les desagrada, para nada, una derrota de “Gaby” el siete de junio. Por eso cambiaron los vientos de la elección en Manzanillo. Los huevos de la serpiente están sembrados en las entrañas del PAN en el puerto. Y por eso ayer salieron todos ante los medios de comunicación tratando de aparentar una supuesta unidad que están lejos, muy lejos de lograr. En el PAN están todos contra todos. Y cuando las células de la división están sembradas, los resultados, casi siempre, son pronosticables. ¿O no es así, amable lector?

MIS POSTDATAS DE ESTE DIA

P.D. 1.- Me buscó Gerardo Galván Pinto, el candidato del Partido Encuentro Social a la gubernatura. Y me hizo un comentario: “En Manzanillo vamos a sacar una votación histórica y no nos vamos a sumar con nadie, ni con ‘Gaby’ ni con ‘Pico’. El PES es una fuerza ciudadana que busca cambiar el rumbo político del país, de estado y del municipio”. Servido, doctor Galván. Pero… ya veremos en los días posteriores a la elección del siete de junio. Los números son implacables.

P. D. 2.- Las similitudes son odiosas pero sirven como referencia. El primero de julio del 2009, Mario Anguiano cerraba su campaña en Manzanillo en un medio de un torrencial aguacero acompañado del en ese tiempo gobernador del Estado de México, Enrique Peña Nieto. Ayer, Ignacio Peralta cerró campaña en Manzanillo igual, en medio de un chubasco. Y con un número de asistentes muy similar, cercano a los siete, quizás ocho mil personas. Una plaza Juárez llena de bote en bote.

Y ni una línea más.