Riesgo de motines por falta de directores en los 3 Ceresos de Colima

Cereso de Colima | foto: Diario de Colima

Hay serias fallas en la seguridad y un relajamiento de las normas, advirtió el presidente estatal del Colegio de Abogados Penalistas, Mario García Solórzano.

Hay serias fallas en la seguridad y un relajamiento de las normas en los tres Ceresos del Estado, lo que provocan agresiones y motines al interior, esto debido a la falta de mando jerárquico, pues desde hace meses no hay directores, solo encargados, lo que también ocurre en la Dirección General de Prevención y Readaptación Social de Gobierno del Estado.

Lo anterior fue advertido por el presidente del Colegio de Abogados Penalistas del Estado, Mario García Solórzano, quien mencionó que ya son varios meses sin directores y solo comparece personal que se dice “encargado”, por lo que pidió al gobernador Ignacio Peralta y al secretario de Seguridad Pública, Enrique Alberto Sanmiguel, que revisen la situación porque cada vez es mayor la incertidumbre de los internos y sus familiares.

Destacó que los hechos violentos que se han dado al interior de los Ceresos son debido al relajamiento por no existir un mando acreditable “y esto trae como consecuencia que se violenten los derechos humanos de los internos, porque a veces piden una colchoneta o televisión, y pasan meses en espera de que alguien autorice su ingreso, por ejemplo”.

“Hablamos de 3 mil internos en los tres Ceresos de Colima, si cada uno tiene en promedio cinco familiares, hablamos de 15 mil personas en estado vulnerable y al violentar sus derechos se violentan también los de sus familiares, porque se rompe la tranquilidad, la salud mental debido al estrés y preocupaciones”, dijo.

Resaltó que es una falla que no haya directores oficialmente ni un encargado de la Dirección General, “lo sé porque solicitamos algún informe o algo relacionado a una causa penal y ante los jueces de distrito comparece una persona que se dice encargado”.

Agregó que aunque hay custodios acreditables preparados ante cualquier contingencia, “no ha servido de mucho porque ha habido varios motines (aunque no le llaman así las autoridades, pero para la sociedad son motines), y se están dando estas situaciones por falta de mandos”.

García Solórzano comentó que no se está logrando el objetivo de una reinserción social pues esto se presta a corrupción interna esta falla.

“Se tienen que tomar cartas en el asunto por parte de Enrique San Miguel para ver como subsana esta situación, aunque, además se anunció el posible retiro del secretario de Seguridad Pública y no sabemos cuándo se vaya a dar ese cambio, eso genera mucha incertidumbre sobre si se va o se queda, esto desde luego trae intranquilidad en la propia secretaría”, comentó.

“Si se da el cambio de secretario también se tendría que hacer una remoción de varios funcionarios que no están funcionando, y a la vez la designación de estos cuatro funcionarios que son de un nivel importante, tanto el director de Prevención y Reinserción Social y los tres directores de los Ceresos”, comentó.