Reportajes Especiales

Cuéntame Marino

Cuéntame marino de tus noches de vigilia, pendiente de los embates del mal tiempo a tu indefensa nave, con el alma colgada de un hilo, la mente siempre alerta y el corazón en la mano listo a ofrendar tu vida antes que claudicar en la travesía.
Cuéntame también de los amores genuinos que en cada puerto has encontrado, del canto de las sirenas que no pudiste resistir, cayendo en sus brazos sin medir las consecuencias.




Rey de Colima conquistó el pueblo de Tapalpa

En 1510, Tapalpa participó en la Guerra del Salitre, al lado de Cuantoma, contra los purépechas de Tangoaxán II, quien pretendía apoderase de las playas de salitre del cacicazgo de Zacoalco. Vencidos en Acatlán y cuando Cuantoma estaba por someterse a los purépechas, se apersonó el Rey de Colima con un numeroso ejército y venció en la batalla. El monarca colimote avasalló luego a Cuantoma, apoderándose de la región.


Tapalpa da testimonio de sucesos de la Revolución

En Tapalpa, además, existen dos templos. El más antiguo se construyó en 1670, durante el siglo 17 y fue dedicado a San Antonio de Padua. Ahora ya no se realizan cultos sino que se utiliza como museo. Conocido como “Templo Viejo”, hace expone arte sacro y diferentes obras y artículos de la batalla cristera.



Permanece Tapalpa en tradiciones milenarias

Los visitantes pueden recorrer una a una las piletas del siglo pasado, colocadas de manera estratégica y que llevan los nombres de: Las Culebras, El Pescado, La Colorada, del Tecolote, La Escondida y la del Perrito, todas ellas cuentan su propia leyenda.


Sobre la tradición del viacrucis a dos años de la pandemia

El Cerro de la Estrella, en la comunidad de Iztapalapa, al este de la capital mexicana, no escapó a los estragos del coronavirus y por segundo año consecutivo debe soportar las limitaciones a su centenaria tradición del viacrucis, que en el pasado era fuente de ingresos y empleo por los miles de visitantes que atraía.